El Municipio de Resistencia trabaja en tareas de desagües y canalización

Equipos municipales trabajan en las tareas de desagües a cuelo abierto.


El Municipio de Resistencia activó trabajos focalizados en la refuncionalización integral del sistema de desagües a cielo abierto en la capital chaqueña, y en este sentido sobresale la reactivación de un amplio canal de aproximadamente dos mil metros de longitud sobre avenida Chaco en la zona sur, desde avenida Nicaragua hasta el Canal 16, lo que contribuirá en la capacidad de escurrimiento de aguas de lluvia para evitar anegamientos.

Respecto a la labor desplegada sobre el canal de avenida Chaco, se trata de una desembocadura que continúa con un canal secundario en ambas manos de la avenida por otros mil metros, desde Quijano hasta Soberanía Nacional y después se enlaza con Villa Don Andrés y con asentamiento Zampa.

Así, se lleva a cabo un trabajo integral donde operan más de 300 personas en distintas áreas y puntualmente en avenida Chaco y Canal 16 hay un conducto saneado en convenio con la Secretaría de Desarrollo Urbano y Ordenamiento Territorial, que provee la máquina para realizar este tipo de trabajo.

Desde acá hasta la avenida Mac Lean se van a refuncionalizar ocho canales existentes y se van a hacer cinco canales nuevos para minimizar el volumen de agua y sanear mucho mejor todo el sistema de desagües ante grandes lluvias, en este caso hacia el sur de la avenida Malvinas Argentinas y Soberanía Nacional hacia el Canal 16", enfatizó el secretario de Servicios Públicos, Claudio Westtein.

Es un plan integral que el Intendente puso a disposición no únicamente del Municipio, sino también de organismos provinciales para trabajar de manera conjunta en un saneamiento integral de todo Resistencia. En este caso puntual, estamos en la zona sur, en avenida Chaco y lo que se conoce como el Canal 16, a casi 4 kilómetros de la plaza 25 de Mayo. Aquí estamos haciendo trabajos realmente importantes para los vecinos”, expresó para detallar que se interviene en dos etapas: la primera, basada en la limpieza y reapertura de sistemas existentes de desagües a cielo abierto para que cuando lleguen lluvias intensas para que funcionen normalmente y los habitantes de ese sector no sufran problemas con el agua caída. La segunda etapa refiere al mantenimiento de esos conductos, lo que representa un “trabajo más sencillo con acciones continuas, pero de menor envergadura”.

La idea es que el vecino en estos cuatro años ya no tenga esas dificultades que generan los anegamientos y para eso se elaboró un plan director que abarca todo Resistencia, donde tenemos desagües de gran tamaño y otros de menor porte, además de cámaras y desagües subterráneos. Así que el objetivo es trabajar buscando siempre la solución para la gente y articulando lo necesario con todos los organismos”, sostuvo el funcionario en relación a la coordinación de acciones con la Dirección General de Desagües, Desarrollo Territorial, Vialidad Provincial y la Administración Provincial del Agua (APA).