Llegar a los màs necesitados en plena pandemia

Comedores populares necesitan asistencia para continuar funcionando

Son ocho espacios del Área Metropolitana del Gran Resistencia, que entregan copas de leche a màs de 240 chicos. Necesitan insumos para cocinar y elementos de seguridad para la propagaciòn del dengue y del coronavirus.

 

Los comedores del Movimiento 20 de Diciembre brindan una copa de leche a màs de 240 chicos.


Si llegar a los que menos tienen en tiempos econòmicos complejos es una tarea difìcil, hacerlo en momentos en que a la escasez de recursos se suman exigencias sanitarias como las que imponen el avance del coronavirus y el dengue en la provincia, lo es mucho màs. 

Por eso, desde el Movimiento 20 de Diciembre, una organización social que coordina ocho merenderos de Resistencia, Fontana y Barranqueras, solicitaron la ayuda y colaboración de la comunidad para poder continuar brindando una copa de leche a màs de 240 chicos de los sectores màs postergados del Área Metropolitana del Gran Resistencia.

 

Resistir en la pandemia

Los lunes, mièrcoles y viernes, las trabajadoras del Movimiento 20 de diciembre entregan la copa de leche a los chicos de los barrios màs carenciados

"El hambre continúa más allá de lo coyuntural como es el avance de este virus: nosotros como organización seguimos trabajando, adpotando las medidas preventivas que corresponden; por ejemplo, se turnan de a dos para no estar juntas en un espacio reducido", relató Patricia Aquino para la agencia FOCO y añadió que  “una de las compañeras hace las tortas fritas, la otra la leche; y arman una mesita en el portón, donde se hace la entrega".

Además, "con fondos que se organizan en cada merendero, se adquieren alcohol, guantes o barbijos: lo que pasa es que el Gobierno, por ahora, no nos provee de nada”, expuso y dejó expuesta la crudeza de la situación en el territorio. 

 

Solidaridad

En este marco, referente social indicó que “esto sigue funcionando màs allà de las complicaciones: tenemos apoyo escolar, ademàs de los merenderos, pero por el momento está suspendido por el avance del coronavirus”. “Por ahora, sólo se entrega la leche y las torta fritas (o lo que haya en día) y los niños y niñas los consumen en sus casas", explicó.

Sin embargo, Aquino aclaró que la falta de aportes por parte del Gobierno excede a la crisis sanitaria desatada por el avance del dengue y del coronavirus. "La ùltima vez que nos entregaron mercaderías para el merendero fue en noviembre del año pasado, estos módulos que estamos utilizando nosotros los guardamos para que esto siga funcionando y con las finanzas que hace cada merendero para seguir funcionando", explicó y contó que además reciben donaciones y aportes de los vecinos que son fundamentales para que los espacios sigan en pie.

Los interesados en aportar a esta causa, pueden acercarse a Alice Lisaige y Borrini, en Villa Prosperidad,o comunicarse al nùmero de Patricia Aquino 3624-047129. 

"Estamos esperando respuestas también del Estado para que estos merenderos puedan seguir funcionando, pero además para que las trabajadoras que se encargan de preparar las copas de leche cuenten con los elementos necesarios para evitar contagios", aseguró.